BASADO EN HECHOS REALES

XCV | MUJERES. CRÓNICA DE UNA HUELGA ANUNCIADA

MISTERHELLO
Jose Manuel Hernando Llorens

Director Creativo Ejecutivo Aleggria Comunicación

Hoy no se hablaba de otra cosa, de la huelga de mujeres. Pero el tratamiento generalizado tanto por los que lo ven desde fuera como las que lo viven desde dentro, era como un poco festivo-alegre por su carácter primerizo. Ahora leo la prensa que con tanto ahínco se ha hecho eco de la noticia, y habla de un éxito sin precedentes. Pero sí, sí hay precedentes, tanto en nuestro país como fuera de él. Y por lo que he visto, era cualquier cosa menos una fiesta…

 

Rastreando en la hemeroteca patria, que parece ser que fue escrita por hombres, la primera huelga de mujeres digna de mención la ubica allí por mayo del 68. Coincidencia?. Parece ser que tuvo bastante repercusión en medios pero no tanto por las reivindicaciones de ellas, sino más bien por la respuesta del que estaba al otro lado, el empresario. Hablamos de un grupo de cigarreras que ante los requerimientos de justicia de sus empleadas, el empresario dijo: «¡Vaya a decirles que estoy dispuesto a recibirlas! Pero como no es posible que quepan todas en mi despacho, deben elegir a las tres más viejas y más feas». Según se hacían eco los periodistas de la época que con bastante sorna publicaron la noticia al día siguiente: «A estas horas aún no han entrado ninguna».

Pero hay datos anteriores de una huelga de cigarreras en 1830 en la Coruña que cesaron su actividad laboral para reclamar mejores salarios y condiciones laborales. Hablamos de unas 4.000 mujeres que se amotinaron en la fábrica y presa de la ira, destruyeron todo a su paso. Tuvo que intervenir la infantería para que no fuera a más y parece que la huelga se saldó con bastantes más lágrimas que risas…

En 1880 unas 700 cigarreras de León se negaron a entrar en la fábrica hasta que no fuera destituido su actual director, y parece que lo consiguieron. Y como parece que esto va de cigarreras, en 1903 en Gijón organizaron una gran movilización porque se negaron a pagar un error empresarial que las obligaba a pasar de cobrar 80 céntimos por cajetilla, a 45. Influidas por ese espíritu revolucionario, ese mismo año las algodoneras convocaron otra huelga que fue sofocada por golpes y silencio por las autoridades competentes para evitar contagios a gran escala…

huelga de mujeres

Foto Original:

Cartel película “Mujeres al borde de un ataque de nervios”

1989

Pedro Almodóvar

En 1910 se puede considerar la primera huelga masiva de mujeres. Fue en Barcelona y hablamos de unas 20.000, y aunque fueron secundadas por un gran grupo de intelectuales y personalidades civiles y políticas, no fueron tomadas demasiado en serio.

En 1976 el 90% de las mujeres de Islandia cesaron su actividad tanto profesional como doméstica y se fueron a las calles a protestar contra el machismo dominante de aquellos años. Y parece que sí se hicieron de oír porque ese día ha pasado a la historia como “El día libre de las mujeres” y la instigadora de la revuelta llegó a presidenta del país. Igual que se hicieron oír las trabajadoras de la planta de Ford en Dagenham, al este de Londres, cuando en 1968 se levantaron en armas para reivindicar igualdad salarial entre hombres y mujeres. Ellas no lo consiguieron…

En 1909 las trabajadoras textiles de Nueva York iniciaron una huelga de casi un año en la que protestaban por la precariedad laboral y las malas condiciones laborales. La huelga que se acabó llamando “el levantamiento de las 20.000” por la gran afluencia femenina, concluyó con la victoria sobre la muchas de sus reivindicaciones. Más triste fue la historia que sufrieron sus compañeras en 1875 cuando cientos de ellas se manifestaron por las calles contra la injusticia de cobrar menos de la mitad que los hombres por el mismo trabajo, y que se saldó con 120 muertas por la brutalidad policial. ¿Imaginas hoy en día algo así?

Curiosa también la huelga de mujeres trabajadoras de talleres en Massachusetts en 1912 que se llamó “de pan y rosas“, en la que pedían “pan” como metáfora para reivindicar mejoras laborales, y “rosas” como símbolo de alcanzar una vida digna.

Pero esto de las huelgas de mujeres va más allá del entorno laboral y de los tiempos modernos. Hay un término que he descubierto investigando y que se llama huelga sexual y que parece que es tan real como efectivo. Este tipo de huelga que también se llama de piernas cruzadas, creo no precisa demasiada explicación. Básicamente consiste en que un grupo de mujeres con mayor o menor nivel de organización, se abstienen de mantener relaciones sexuales con sus parejas como herramienta de presión para conseguir reivindicaciones políticas o sociales.

Las primeras noticias que hay de esta efectiva protesta se remonta a la Grecia clásica. La famosa comedia de Aristófanes “Lisístrata” narra la historia de una mujer que convence a sus compañeras de género para hacer una huelga de sexo con sus maridos para que acaben con la guerra. Parece ser que las mujeres de Liberia tomaron el relevo en 2003 y consiguieron poner fin a una guerra que asoló al país durante 14 años. En Colombia se han producido varias huelgas de piernas cruzadas desde 2006 a 2011 como medida para acabar con la delincuencia y el narcotráfico que no logró sus objetivos, pero que redujo la violencia en un 25%. Y hay más casos. Mucho más…

Y ya. Aquí lo dejo intencionadamente. No sé si un día o una horas de paro laboral como las de hoy llegarán o llevarán a algo, más bien creo que no. Tampoco sé si una huelga de piernas cruzadas tendría más efecto, más bien creo que sí. Pero lo que sí tengo claro es que sea lo que sea, ha de ser un poco más serio que la jornada festiva que parece, hemos vivido hoy. Y no digo más que no es mi línea editorial, pero un poco de seriedad en un tema tan serio como este, se agradecería, la verdad. Felices sueños…

 

Porque esto es misterhello y estamos para eso, para hablar de comunicación interna de una forma diferente.¿Hablamos?